You are here
Home > Sin categoría > Tensión Rusia-EE. UU., y la “carga” económica, los grandes temas a tratar en la próxima reunión de la OTAN

Tensión Rusia-EE. UU., y la “carga” económica, los grandes temas a tratar en la próxima reunión de la OTAN

Se ha dado a conocer que este 3 y 4 de abril se estará realizando desde la ciudad de Washington, una reunión entre los ministros de Exteriores de los 29 países que conforman la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), misma en la que se estará hablando principalmente de Rusia y su anexión de Crimea, y en la que China emerge como un nuevo reto.

Se espera que el día de mañana se estén revelando algunos detalles más sobre esta junta y de igual manera, la agenda marca que el presidente estadounidense, Donald Trump, y el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, se reunirán en la Casa Blanca para abordar el reparto de la “carga” económica; es decir, si cada miembro de la Alianza podrá situar en un 2 % de su Producto Interno Bruto (PIB) la inversión en defensa para 2024, tal y como se comprometieron hace cinco años.

Recordemos que en la pasada reunión que tuvo lugar en Bruselas, Bélgica los días 11 y 12 de julio de 2018, el mandatario norteamericano atacó al gobierno alemán, acusándolo de invertir únicamente el 1.23% de su PIB en las fuerzas armadas, esto, pese a ser la mayor potencia económica europea.

Incluso, llegó a calificarlos como un país “rehén” de Rusia por sus acuerdos en materia energética con ese país.

En esta ocasión, como la reunión es ministerial, Trump ha tenido que ceder el testigo a su secretario de Estado, Mike Pompeo.

Pompeo ya adelantó la semana pasada que EE.UU. quiere anunciar durante la cumbre una “serie de acciones” con sus aliados de la OTAN para rechazar la anexión rusa de la península de Crimea en marzo de 2014 y, además, aseguró que el tema de las contribuciones económicas estará sobre la mesa.

Sin embargo, desde el punto de vista europeo, el reto más acuciante no es el gasto en defensa, sino cómo vivir en un mundo sin el acuerdo de armas nucleares intermedias (INF), firmado en 1987 y destinado a eliminar todos los misiles nucleares y convencionales de corto y medio alcance de Estados Unidos y Rusia.

Europa teme quedar en medio de las dos potencias si, el 2 de agosto, Washington finalmente consuma su retirada del tratado ante lo que considera un reiterado incumplimiento por parte de Moscú.

A pesar de las diferencias, Estados Unidos y sus aliados europeos deben unirse para hacer frente a una serie de desafíos que traspasan sus fronteras, desde la guerra en Afganistán hasta el crecimiento de China.

Esta cumbre de la OTAN tiene un gran significado simbólico pues coincide con el 70 aniversario de la firma el 4 de abril del llamado Tratado de Washington, del que nació el organismo.

Para celebrarlo, los ministros de exteriores se reunirán en una recepción conmemorativa el miércoles por la noche, el mismo día en que Stoltenberg se dirigirá al Congreso estadounidense.

Arriba
Share via